El menú es solo americano, Europa no está – Adáraga

Síguenos en Twitter y no te pierdas ningún contenido

El menú es solo americano, Europa no está


Alberto Negri | 17/06/2021

Cumbre de la OTAN. La reunión de la alianza atlántica se abre bajo los «mejores auspicios». Además del enemigo número uno, China, al tradicional Rusia, también podemos pensar en una nueva campaña humanitaria en el frente de las «democracias liberales» para exportar posiblemente otras desestabilizaciones, después de Afganistán, Irak, Siria y Libia. Europa no está de acuerdo, pero amaga.

La cumbre de la OTAN de mañana en Bruselas, precedida por el G7 en Cornualles, comienza con dos o tres bromas y un asunto serio. Lo grave es que el jefe del Pentágono, Lloyd Austin, firmó una directiva de alerta a las fuerzas militares para enfrentar a China como el desafío número uno para Estados Unidos y Occidente.

En el paquete propuesto por Biden en la cumbre de la OTAN está obviamente también el objetivo de Rusia, con la idea de una alianza entre las «democracias liberales» europeas que se desplegará contra Pekín y Moscú. En la cabeza siempre está la idea de una ampliación de la OTAN hacia el este que solo endurecerá la postura del Kremlin en vista de la cumbre entre Biden y Putin.

Lo que Europa gana con esta «perspectiva» de las relaciones con Rusia y China no está claro en absoluto. Ya que, entre otras cosas, la Alianza Atlántica proviene de la retirada en Afganistán que no fue sancionada por los países de la OTAN sino por las negociaciones de los estadounidenses en Qatar con los talibanes. Los europeos no han decidido nada más que el día de la ceremonia de izado de la bandera.

Esto significa que cuando hay algo por determinar, Estados Unidos lo hace por su cuenta y luego se lo comunica a otros que tienen que devorar su menú, les guste o no.

Y aquí está el menú americano. Biden pidió a otros líderes que envíen un mensaje contra el «trabajo forzoso» y el trato de Beijing a la minoría musulmana uigur en Xinjiang. Como otro paso presentó una «Ruta de la Seda» occidental. Detrás de este aparente humanitarismo se esconde la nueva trampa: los talibanes, nunca disociados de hecho de al-Qaeda, y el isis, extendido en la provincia de Khorasan, pueden convertirse en un instrumento para desestabilizar el Xinjiang musulmán con los yihadistas.

SUGERENCIA:   José Antonio Bielsa Arbiol reseña La conspiración abierta de H.G. Wells

Quizás abandonando la Turquía de Erdogan, un miembro de la OTAN que se ha convertido en el principal maniobra yihadista entre Siria y Libia. En resumen, incluso de la derrota en Afganistán no se tira nada y todo se puede reciclar.

Por tanto, la cumbre de la OTAN se abre bajo los «mejores auspicios». Además del enemigo número uno China, al tradicional Rusia, también podemos pensar en una nueva campaña humanitaria en el frente de las «democracias liberales» para exportar posiblemente otras desestabilizaciones, después de Afganistán, Irak, Siria y Libia. Una cadena de fracasos devastadores. Es más, Estados Unidos gana económicamente, quizás nosotros un poco menos.

Porque Europa tiene «sus» intereses económico-comerciales con China y no quiere cortar lazos con Pekín, tanto es así que en 2020 China superó a Estados Unidos y se convirtió en el primer socio comercial de la Unión. La realidad es que Estados Unidos, sobre todo en el sector tecnológico, está presionando a los europeos: a partir de hoy, el «americano» ha vuelto a comprar.

La cumbre atlántica de Bruselas será una oportunidad para reafirmar este mensaje. Probablemente lo escucharemos en la reunión entre Biden y Erdogan, quienes compraron las baterías antimisiles S-400 de Putin. La anticipación tuvo lugar en la reunión en el puerto siciliano de Augusta, donde en el portaaviones más grande de Europa se reunieron la reina inglesa Isabel, el ministro de Defensa Guerini y dos de sus colegas, el británico Ben Wallace y el turco Hulusi Akar.

Biden odia a Erdogan pero al final encontrarán un acuerdo porque Turquía se opone a Rusia en tres frentes, Siria, Libia y Azerbaiyán, e Italia también llegará a un acuerdo con Erdogan, quizás intercambiando acciones de gas de Eni en el disputado mar de Chipre con algunas concesiones. en Libia, donde Turquía tiene una especie de protectorado sobre Tripolitania.

SUGERENCIA:   El coronavirus y la responsabilidad criminal del Gobierno

Y llegamos a los chistes. El hecho de que exista una política exterior europea ahora hace reír a todos. Merkel está en liquidación, Macron lo está haciendo mal (Johnson es más transatlántico que nunca gracias al Brexit). Si es cierto que Estados Unidos ha suspendido las sanciones contra el gasoducto North Stream 2 entre Rusia y Alemania por ahora, Washington ciertamente no ha renunciado a hacer estallar el proyecto al nombrar a Amos Hochstein, ex -onsultor de Obama y Biden, enviado especial para asuntos energéticos.

Hochstein formó parte del consejo de supervisión del gigante energético ucraniano Naftogaz. Y como todos saben, el hijo de Biden, Hunter, estaba involucrado en negocios poco claros en el sector del gas en Ucrania. Hochstein era el hombre sombra de Biden en la industria energética. Este exoficial del ejército israelí fue el que ya hizo volar el South Stream con Moscú (2 mil millones de pedidos de Saipem): cuidado, no es ecologista, patrocina el gasoducto Tap.

La última historia nos concierne directamente. Biden prometió a Draghi pleno apoyo a Libia; el presidente estadounidense no está seguro en un solo punto: si contar o no al primer ministro el chiste sobre la «sala de control italiana» ya prometida por Obama y Trump. Y esto tras bombardear a Gaddafi en 2011 con Francia y Gran Bretaña. Mientras tanto, el hijo de Gaddafi, Seif Islam, quisiera postularse para presidente, apoyado por el actual primer ministro Dbeibah, quien había dirigido una de las compañías de inversión de Seif. Entiendes bien en qué manos estamos.

Fuente: Arianna Editrice

Imagen: Autor desconocido: Escudo de la OTAN

 

Alberto Negri
Alberto Negri es un periodista italiano nacido en 1956. Miembro del consejo de administración del Instituto Italiano para Estudios de Política Internacional, es reportero de Il Sole 24 Ore, especialista en África, Oriente Medio y los Balcanes.

Ya a la venta el número 7 de la revista en papel de Adáraga



La edición en papel de Adáraga ofrece en su número 7 ensayos y artículos de las mejores firmas con un nuevo diseño. También incluye una sección de reseñas de libros destacados.

COMPRA CON PAYPAL ESPAÑA

COMPRA EN AMAZON

COMPRA EN RINCÓN HISPÁNICO

Recibe gratis el boletín de Adáraga

Introduce tu dirección de correo electronico y no te pierdas ningún nuevo contenido de Adáraga.



Solo recibirás un e-mail diario y nunca SPAM. Este servicio está proporcionado por FeedBurner y funciona bajo sus condiciones de servicio.

Lo más popular en YouTube

José Antonio Bielsa Arbiol: «España ha aceptado el satanismo anticatólico»


Clicka aquí para suscribirte a nuestro canal en YouTube

Podcast en Ivoox

Clicka aquí para suscribirte a nuestro podcast en Ivoox

Contenidos sugeridos

Temas destacados

Catolicismo Comunismo Conflictos Coronavirus Economía España Eurasia Europa Facta Hispanidad Identidad Inmigración Islam Liberalismo Nueva Derecha Nuevo Orden Mundial Populismo Tradición





Revista digital y en papel para la reconquista cultural.
Adáraga: ant. Escudo de cuero usado en la España medieval.



↑ Subir
Acerca | Contacto | Aviso legal | Condiciones de venta | Protección de datos | Cookies