La guerra informativa en Ucrania o el regreso de las mejores horas de Kosovo, Siria o Iraq – Adáraga

Clicka aquí para suscribirte a nuestro canal en Telegram

La guerra informativa en Ucrania o el regreso de las mejores horas de Kosovo, Siria o Iraq


Antoine de Lacoste | 19/03/2022

Estaban las incubadoras de Saddam Hussein, el genocidio de los simpáticos kosovares para los malvados serbios, las armas de destrucción masiva de Iraq o los «rebeldes moderados» de Siria, estarán el «fantasma de Kiev» o los «héroes de Isla de las Serpientes».

La prensa occidental, bien puesta en sus botas, no cambia. Están los buenos y los malos, el lado bueno y el lado malo. Está ahí, agresivo, amenazante, incluso opresor, para decirnos qué pensar. Putin es «loco», «paranoico» o simplemente promueve un «cabrón». El dedo del Gran Hermano no nos suelta, los minutos de odio son horas. Es hora de releer 1984: aquí estamos, una vez más.

Milosević, Saddam Hussein, Bashar el-Assad, Donald Trump (menos sanguinario, es cierto) en un éxito: Putin, encarnación del mal absoluto. Es cierto que estuvo, después de mucho tiempo, on pole, como disienten los aficionados de los cursos de automóvil. Perdón por el anglicismo.

Pero esta vez, sin duda, se tiró la máscara atacando sin razón a un país vecino que solo quería entrar en la OTAN. El odio, tan insatisfecho hasta entonces es verdad, puede derramarse a raudales en nombre de la moral, la paz, los derechos humanos, lo que uno quiera. Se identifica una nueva bestia inmunda. Los crímenes ya están establecidos y los tribunales internacionales en atención.

Sin retrospectiva, sin más análisis, sin más verificación de hechos, ¿cuál es el punto? Es la ley de las sospechas, y Putin lo ha sido durante mucho tiempo. Estamos en la era del maniqueísmo.

SUGERENCIA:   Rusia: regreso a la Europa del Atlántico al Pacífico

Cuando George Bush quiso atacar al ejército iraquí que acababa de invadir Kuwait en 1991, la evidencia mostró que los estadounidenses no estaban entusiasmados. Entonces, una joven, entre sollozos en la espalda, llega a contar, ante las máximas autoridades, el crimen absoluto: soldados iraquíes desconectaron las incubadoras de una maternidad en Kuwait, matando a decenas de infantes. Todo fue inventado, pero poca cosa: la opinión pública cambió y la OTAN pudo, ¡oh, alegría!, atacar y destruir al ejército iraquí.

En Kosovo, en 1999, ¿se perpetró un genocidio? Los soldados serbios, tras sus exacciones, jugaron al fútbol con las cabezas cercenadas de la pobreza albanokosovar. Todos le creyeron, ya que fue el Ministro de Defensa alemán quien lo dijo. Luego fue la fábula de la Operación Herradura la que preparó el genocidio de las mansas guerrillas del UCK. La OTAN, como valiente caballero, bombardeó a los serbios durante 78 días para enseñarle qué pasa cuando quieres defender tu provincia.

Encontraron en Iraq, en 2003, supo con horror que Saddam Hussein poseía armas de destrucción masiva. La CIA inventó los pronósticos, el General Powell trajo un frasco de veneno a la ONU y pudimos terminar el trabajo sacrificando definitivamente a la inmunda bestia del momento «otanico». Se restableció la pena de muerte para Saddam porque, cuando el crimen es demasiado grande…

La desinformación en Siria fue aún más feliz porque se pudo practicar durante varios años. Al-Nusra estaba haciendo un buen trabajo, los islamistas eran rebeldes moderados. Incluso usaron cascos blancos en los grandes momentos. Pero nada salió como estaba previsto porque Daech vino a estropear la fiesta y Putin empezó a marcar su territorio. El gas de Catar fluirá a través de Siria en algún momento y, mientras tanto, las sanciones estadounidenses están aplastando al pueblo sirio. Eso le enseñará a preferir a Bashar a los islamistas.

SUGERENCIA:   Donald Trump y el White Angry Man

Ucrania se prepara, de gira, para entrar en el Panteón de las grandes obras del occidente mediático. Aun así, benditos son los trece mártires de la Isla de las Serpientes. De la noche a la mañana desapareció el video viral del glorioso «vete a la mierda», Zelensky cambió de tema y esos dos genes aparecieron en la prensa bienpensa.

La historia del «fantasma de Kiev» es un bis más sabroso. Estos héroes, sin rostro al principio, habían derribado decenas de aviones rusos. ¡Vaya! El video de sus hazañas es un montaje. Luego tuvo una cara sonriente en los controles de su avión. «Salvo que», como reconoció el «verdadero o falso» de France Info, «la foto es antes de la guerra».

Los generales que triunfaron en las mesetas podrían explicarnos por qué los ejércitos rusos avanzan menos rápido de lo esperado (¿previsto por quién?) y harían bien en ser menos categóricosLa desinformación está alcanzando niveles asombrosos y la virtud de la prudencia debería inspirar aún más a los moralistas sensatos.

Fuente: Boulevard Voltaire

Imagen: Gobierno de Ucrania: Volodímir Zelenski en una rueda de prensa

 

Antoine de Lacoste
Antoine de Lacoste es articulista y colaborador habitual de Boulevard Voltaire.

Ya a la venta el número 7 de la revista en papel de Adáraga



La edición en papel de Adáraga ofrece en su número 7 ensayos y artículos de las mejores firmas con un nuevo diseño. También incluye una sección de reseñas de libros destacados.

COMPRA CON PAYPAL ESPAÑA

COMPRA EN AMAZON

COMPRA EN RINCÓN HISPÁNICO

Recibe gratis el boletín de Adáraga

Introduce tu dirección de correo electronico y no te pierdas ningún nuevo contenido de Adáraga.



Solo recibirás un e-mail diario y nunca SPAM. Este servicio está proporcionado por FeedBurner y funciona bajo sus condiciones de servicio.

Lo más popular en YouTube

José Antonio Bielsa Arbiol: «España ha aceptado el satanismo anticatólico»


Clicka aquí para suscribirte a nuestro canal en YouTube

Podcast en Ivoox

Clicka aquí para suscribirte a nuestro podcast en Ivoox

Contenidos sugeridos

Temas destacados

Catolicismo Comunismo Conflictos Coronavirus Economía España Eurasia Europa Hispanidad Identidad Inmigración Islam Liberalismo Nueva Derecha Nuevo Orden Mundial Populismo Tradición





Revista digital y en papel para la reconquista cultural.
Adáraga: ant. Escudo de cuero usado en la España medieval.



↑ Subir
Acerca | Contacto | Aviso legal | Condiciones de venta | Protección de datos | Cookies